jueves, 19 de agosto de 2010

LOS 20 FINALES MÁS COJONUDOS DE LA HISTORIA DEL CINE (según Juan P. Rodriguez)

Ahora se ha puesto muy de moda avisar cuando se va a explicar algo muy importante de una película. Incluso le han puesto un nombre molón para llamarlo, SPOILER, dicen que se llama. Pues bueno, debo advertir a todo aquel que se disponga a leer las siguientes líneas que el siguiente listado en sí es todo un SPOILERAZO. Se trata de los 20 finales más cojonudos de la historia del cine, intentando buscar, claro está, un poco de innovación y no limitarme a las típicas películas que todo el mundo suele poner en este tipo de listados (es decir, Psicosis, Seven, El Club de la Lucha, Sospechosos Habituales, El Sexto Sentido o Cadena Perpetua, por poner algunos ejemplos). No tengo demasiada confianza en realizar listados de esta índole porque como siempre suele pasar innumerables películas se quedan fuera a causa de mi desconocimiento o falta de memoria, pero bueno, sin que sirva de precedente aquí les dejo este resumen de films por orden cronológico con la esperanza de que algunas de estas películas les sorprendan gratamente. Pero leído lo leído y volviendo a los SPOILERS… ¿qué gracia tiene hacer un listado en el que te dicen que una película te va a sorprender, si lo que de verdad importa es que no te avisen de ello? Como ya he dicho esto no es un SPOILER. ¡Es un SPOILERAZO!

1.- Garras Humanas/The Unknown (Tod Browning, 1927). Lon Chaney volvía a demostrar su versatilidad a la hora de encarnar los papeles más inverosímiles colocándose dolorosas prótesis en su cuerpo y convirtiéndose en el mutilado Alonzo, un tipo sin brazos que se gana la vida lanzando cuchillos con los píes en el circo y que está locamente enamorado de Nanon (Joan Crawford), una bella chica que, valga la redundancia, tiene un miedo atroz a que le “abracen”. Parecen la pareja perfecta, él sin brazos y ella con miedo a los abrazos, pero Alonzo guarda un secreto: en realidad disfruta de sus extremidades y todo es un engaño para que Nanon le ame… Así que en un acto de amor desmedido decide amputárselos de verdad, para más tarde descubrir que la fobia de Nanon ya ha sido superada y que está muy feliz con el forzudo del circo (Norman Kerry). Para mí la mejor película de Tod Browning, una oscura alegoría sobre la castración.

2.- La Mosca/The Fly (Kurt Neumann, 1958). Kurt Neumann sorprendía a gran parte del público con esta cinta de ci-fi en la que un mad doctor encarnado por David Hedison era víctima de su propio experimento. Aunque con el paso de los años el final haya perdido parte de su fuerza y a día de hoy nos parezca incluso que tiene cierta “gracia”, nadie podrá negar que es soberbio y sorprendente como pocos. En él se nos mostraba a la víctima (una diminuta mosca con la cabeza de Hedison) atrapada en una tela de araña y pidiendo auxilio.

3.- Los ojos dejan huellas (José Luis Saenz de Heredia, 1963). Martin (Raf Vallone) interpreta a un hombre sin escrúpulos que se enamora de la mujer de Roberto (Julio Peña), un antiguo compañero suyo de estudios. Roberto se ve envuelto en un asesinato y le pide ayuda a Martin. Este lo planea todo para que acceda a simular su muerte pero a última instancia Roberto acaba suicidándose de verdad ya que Martin ha cambiado premeditadamente la pistola de fogueo por la que está cargada de verdad. Es el crimen perfecto y ahora tiene el camino libre para empezar una idílica historia de amor con la recién viuda. Ella, reticente al principio, parece poco a poco irse enamorando de Martin, pero finalmente todo resulta ser una mentira y la viuda no había hecho más que aparentar su amor hacía él con tal de demostrar que Martin había preparado el asesinato de su difunto marido. Los ojos dejan huellas y está película lo demuestra. Un final que ya le hubiera gustado a Hitchcock o Lang haber filmado.

4.- El hombre con rayos X en los ojos/X (Roger Corman, 1963). Cuenta la historia de un científico encarnado por Ray Milland que prueba consigo mismo un revolucionario suero capaz de hacer que su vista vea más allá del ojo humano. Pronto este científico descubrirá que los efectos del suero irán cada vez más y más lejos, afectando mentalmente al susodicho. La película va cogiendo un tono cada vez más oscuro hasta llegar a un final realmente escalofriante en el que Millan opta por arrancarse los ojos. Roger Corman realizó con esta una de sus mejores películas.

5.- El Tiroteo/The Shooting (Monte Hellman, 1967). Dos pistoleros acceden a servir de guía a una misteriosa mujer sin nombre que busca venganza. Los tipos desconocen cuál es el objetivo de la mujer pero finalmente descubriremos algo verdaderamente insólito: el hombre que busca la mujer es idéntico a uno de sus guías (¡!). Excelente western en el que intervienen Warren Oates, Jack Nicholson, Will Hutchins y Millie Perkins.

6.- Cinco tumbas sangrientas/Five Bloody Graves (Al Adamson, 1970). Uno de los westerns dirigidos por el maestro del trash, Al Adamson. En él, un pistolero llamado Ben Thompson (Robert Dix) se unirá a unas putas, a su chulo y un predicador (encarnado por John Carradine), para hacer frente a unos despiadados indios. Lo curioso de la película es la voz en off que sirve de narrador y que finalmente (para todos aquellos que no se habían dado cuenta) se trata de la muerte. Permítanme que les reproduzca la última frase en off que no tiene desperdicio: “Yo soy la muerte (…) porque sólo yo puedo curar el dolor de la vida. Sólo yo puedo enseñar a cada ser vivo que morir no es otra cosa que dejar de tener miedo”. ¡Un final excelente para tanta caspa y desatino!

7.- El Otro/The Other (Robert Mulligan, 1972). El Otro trata sobre dos gemelos (Chris & Martin Udvarnoky) que viven felices en una granja de Connecticut. Juntos comienzan a hacer travesuras y alguna que otra diablura que acaba en desgracia. Por otro lado, Ada (Uta Haden), la abuela de los dos retoños, decide jugar con ellos al gran juego: un juego lleno de fantasía, que hace que los niños puedan evadirse de la realidad... Una de las primeras películas en abordar el final sorpresa que tanto éxito le dio a Shyamalan o Amanebar.

8.- Nadie oyó gritar (Eloy de la Iglesia, 1973). Interesante thriller español protagonizado por Carmen Sevilla y Vicente Parra. En él una mujer que sirve de "distracción" a un multimillonario intentará alejarse de este trasladándose a Madrid. Allí se hospedará en un bloque de pisos en el que tan solo tendrá como vecino a un misterioso hombre y su posesiva mujer. Una noche después de haberse duchado, la mujer escucha extraños ruidos provenientes del piso contiguo. Al abrir la puerta de su casa descubrirá a su misterioso vecino arrojando a su esposa por el ascensor, así que este la obligará a que le ayude a deshacerse del cadáver convirtiéndola de ese modo en cómplice del asesinato que acaba de cometer. A raíz de verse forzada a colaborar con él, la mujer comenzará a sentir una extraña atracción hacia su vecino y nacerá entre ellos una singular historia de amor. El final, sin estar rodado con demasiada pericia (al igual que el resto de la película), consigue sorprendernos al contarnos mediante flashbacks que la mujer del personaje interpretado por Parra (María Asquerino) también estaba metida en el ajo y que el cadáver que en realidad enterraron era un amante de este.

9.- Cuando el destino nos alcance/Soylent Green (Richard Fleischer, 1973). Después de conseguir gran éxito con El Planeta de los Simios (Franklin J. Schaffner, 1968), una cinta de ci-fi que también tenía final sorpresa, Heston abordó unas cuantas películas del género de indudable calidad, entre las que se encuentran El último hombre vivo y Cuando el Destino nos Alcance, una película en la que se nos sitúa en un mundo superpoblado en el que la sociedad termina comiéndose sus propios desperdicios.

10.- Crimen en la noche/Dead of night (Bob Clark, 1974). Sin lugar a dudas una de las mejores películas sobre zombies que se han realizado jamás. En ella un soldado que combatía en la guerra de Vietnam vuelve a su hogar después de que se le diera por muerto. Pronto su familia descubrirá que el joven no es el mismo que era y que algo ha cambiado en él. En el desenlace, verdaderamente sobrecogedor, la madre le acompaña hasta el cementerio (perseguida por la policía) y lo lleva hasta su tumba. Sólo de ese modo su hijo logre encontrar la paz de una vez.

11.- Pesadilla Diabólica/Burnt Offerings (Dan Curtis, 1976). Una de tantas y tantas películas sobre casas encarnadas en la que una familia recién llegada comienza a sentirse poseída por ella. Oliver Reed y Karen Black verán como el núcleo familiar se viene abajo y como incluso su hijo puede estar en peligro por su culpa. ¿Les suena de algo? Pues sí, esta película de Dan Curtis tiene muchas similitudes con la venidera El Resplandor (Stanley Kubrick, 1980), incluso el final en el cual veremos a la familia retratada en una de las fotos que adornan el inmueble. Una joya a (re)descubrir.

12.- ¿Quién puede matar a un niño? (Chicho I. Serrador, 1976). Serrador filmó esta obra maestra en la que una joven pareja (Lewis Fiander & Prunella Ransome) llega a una hermosa isla en la que los niños se comportan como auténticos psicópatas, ya que sin ninguna explicación aparente, comienzan a asesinar a los adultos. La mujer encarnada por Ransome, que está encinta, sufrirá los ataques homicidas del retoño que está en su vientre, y Fiander, desatado por la ira, decide terminar con los niños asesinándolos a sangre fría. Cuando llega la policía y descubren la masacre terminarán con él creyendo todavía en la inocencia de los críos.

13.- Macabro/Macabre (Lamberto Bava, 1980). Una historia extraña y malsana para este giallo tardío, en la que una mujer mantiene relaciones sexuales con la cabeza decapitada de su amante. Al final, veremos como había algo de pasión verdadera en la alcoba de la mujer, cuando el casero de la finca (un tipo que es ciego) se acerca a la cama al oír lo que parece ser una respiración… Pero para rizar más el rizo la cabeza decapitada se lanzará a la yugular del casero para sorpresa de todos (creo que hasta incluso de la propia cabeza).



14.- Muertos y Enterrados/Dead and buried (Gary Sherman, 1981). Atípica cinta de zombies que nos sitúa en un municipio costero en el que se suceden una serie de asesinatos. Para más inri, veremos que las víctimas parecen revivir y Dan Gillis (James Farentino), el sheriff del pueblo, descubrirá finalmente que incluso él había sido asesinado (y revivido). Otra de las cintas que se adelantaron a sextos sentidos y “otros” de un modo abrumador.

15.- Nekromantik (Jörg Buttgereit, 1987). Desagradable hasta más no poder, esta cinta del alemán Buttgereit nos cuenta la historia de un desgraciado que se dedica a llevar cadáveres a su piso para mantener relaciones con ellos. En el desenlace el infeliz consigue llegar al clímax clavándose a sí mismo un puñal en el pecho, mientras tanto no para de eyacular (primero semen y luego sangre) como un auténtico semental.

16.- Madres Canibales/Flesh eating mothers (James Aviles Martin, 1988). Una de las películas más casposas que se han realizado nunca. Incluso los títulos de crédito están dibujados en papel (¡!). La sinopsis vendría a ser algo así: un tío deportista y guapetón se anda follando a todo el vecindario provocando una extraña enfermedad en las féminas que les induce a alimentarse de carne humana. Lo curioso no es que el final sorprenda por ser imaginativo u original, sino por ser de una brutalidad y efectividad tan bien conseguida que no cuaja para nada con el espíritu Z del film. Vamos, que te deja a cuadros.

17.- La Noche de los Muertos Vivientes/The Night of the Living Dead (Tom Savini, 1990). Nueva revisión del clásico de George A. Romero dirigida por el maestro de los fx Tom Savini. Pese a lo que digan, parece mentira la fidelidad con la que se realiza la película y como al llegar al final se logra dar una vuelta de tuerca aún más efectiva que la original. En ella, Tony Todd se convierte en zombie y es abatido a tiros (como pasaba en la película del 68, pero sin estar zombificado), y Patricia Tallman, la heroína del film, acaba con el personaje cabrón que encarna Tom Towles.

18.- Old Boy/Oldeuboi (Park Chan-wook, 2003). En este film un tipo encarnado por Choi Min-sik es encerrado durante 15 años en una habitación sin saber el motivo aparente. Un día es puesto en libertad y decide buscar venganza… Pero lo que no sabe, al menos en un principio, es que él mismo es presa de una rebuscada venganza de un antiguo compañero suyo de estudios y que, sin que él sea consciente, terminará haciendo el amor con su propia hija. Escalofriante final con una interpretación que pone los pelos de punta. Una de las últimas grandes obras maestras que se han podido ver últimamente.

19.- El Secreto de Anthony Zimmer/Anthony Zimmer (Jérôme Salle, 2005). Anthony Zimmer es un famoso estafador que está en el punto de mira de la policía. El tío es más escurridizo que el agua pero sin embargo los agentes saben que Zimmer volverá con tal de ver a Chiara (Sophie Marceau), la hermosa mujer de la que está enamorado. Pero el estafador, muy astuto él, le indicará a esta que aborde a un desconocido (Yvan Atal) con tal de despistar a la policía. Al término del film nos es revelado que Anthony Zimmer había sido todo el rato este desconocido y que se había hecho la cirugía estética para despistarnos a todos (incluso a la bella Chiara).

20.- Match Point (Woody Allen, 2005). Jonathan Rhys Meyers encarna a un jugador de tenis que se verá atrapado en las garras de una bella femme fatale (Scarlett Johansson) que puede hacer peligrar su matrimonio. Sin dudarlo, y con una sangre fría acojonante, decide acabar con la malvada fémina pero cuando todo va a terminar y el personaje de Meyers parece que va a ser descubierto (tal y como suele pasar en los films de cine negro), un golpe de suerte y un rebote a su favor, hacen que logre el punto del partido. Un film inaudito dentro de la filmografía de Allen.

8 comentarios:

PEPE CAHIERS dijo...

Magnífico post vive Dios!. Ya sabe que me gusta más un recopilatorio que al Dioni un furgón blindado.No obstante, querido amigo, se ha dejado usted el mejor Spoiler, el de la película "El otro".¿Lo digo o no lo digo?. Bueno como ya me ha fastidiado usted casi todos los finales, el de esta intrigante película es que uno de los dos hermanos está fiambre. Por cierto, ¿se acuerda usted que la Orquesta Mondragon tenía una canción llamada "El hombre sin brazos del circo" que era un homenaje a "Garras humanas"?.

Lazoworks dijo...

Jajaja! Sabía que le iba a gustar, Mr. Cahiers (el maestro de los listados)!!
El final de El Otro, no lo he explicado con pelos y señales pero ya digo que es una de las primeras películas en abordar el final sorpresa rollo "Sexto sentido", algo que jode por completo la película.
Este post es sin duda uno de los más cabrones que he escrito. Me sentía hasta culpable escribiéndolo... Snif, snif...
Yo de la orquesta mondragon sólo conozco la de las Gordas y poco más, así que gracias por el dato.
Saludos!!

angelpito injurioso dijo...

No he visto yo algunos de los flins de esta lista,asin que me los pongo en la cola(no me seas mal pensado,a la cola de las cosas por hacer,la otra cola solo se usa para los flins"educativos").Por cierto,el final del de los rayos equis en los ojos es biblico:"si tus ojos te escandalizan,arrancatelos".

Lazoworks dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Lazoworks dijo...

Ya lo sé querido Angelipitico, lo que pasa es que no me puedo extender lo que uno quisiera.
Mire aquí le dejo una pequeña reseña de la película que escribí cuando aún tenía sex appeal y las mujeres me hacían corrillos en las discotecas:

http://lazoworks.blogspot.com/2007/12/el-hombre-con-rayos-x-en-los-ojos-1963.html

P.D.: He borrado el anterior comentario porque avia un fayo de ortogrifa orrivle.

Anónimo dijo...

hey¡ muy buena entrada y excelentes pelis tio, de esas que va bien revisar cada x años, me faltan ver tres o cuatro de esta lista(el otro es una cuenta pendiente)...la de garras humanas creo que es mi peli muda favorita, bueno primo, dentro de poco ya nos veremos, ya que se me acaba la buena vida, a, por cierto, cuando vuelva a conectarme ya colgare el poder del amor (zombie's), que creo que es la mejor historia que he pensado en mi vida, sin vacilar, no me enrollo más pixa...saludos¡
xicoxandal

angelpito injurioso dijo...

Acabo de ver "Crimen en la noche" y me ha gustado bastante,tanto que le voy a dedicar una entrada.Por cierto,que para finales de cojos con nudos a mi me gusto el del primer "Shaw".

Lazoworks dijo...

Me alegro que te haya gustado!! Ya me miraré esa entrada que le vas a dedicar!
Por cierto, haber si me pongo y pongo otros 20 finales que dándole vueltas me he dejado algunos que son la caña.