lunes, 14 de junio de 2010

Two Lovers (2008)


Atención porque estamos ante una película que hay que tener muy en cuenta por dos razones: la primera es que en Two Lovers, Gwyneth Paltrow, - esa guiri que veraneaba en España en sus años mozos -, nos enseña una teta. Si, si, como lo leen, y gasta buenas peras la rubia. La segunda razón y no menos importante, es que James Gray, el realizador de perlas como Cuestión de Sangre (Little Odessa, 1994), o la más reciente y muy notable, La Noche es Nuestra (We own the Night, 2007), ha conseguido realizar una excelente cinta de amor/desamor, pero desde un prisma poco habitual. Y es que si este guión hubiera caído en manos de cualquiera, Two Lovers se podría haber convertido en una mierda de estas malolientes de lágrima fácil, o bien, en la típica comedia amorosa de sobremesa tantas veces vistas en la pequeña y gran pantalla. Por eso me quito el sombrero y aplaudo con entusiasmo el aplomo y sabiduría que ha sabido dar James Gray a esta película. Y es que nos encontramos ante una cinta oscura que nos muestra el lado amargo del amor, pero con la gran cualidad de saber hacernos reflexionar sobre el intrínseco mundo de los sentimientos.

En Two Lovers se nos cuenta la historia de Leonard (Joaquin Phoenix), un tipo con trastorno bipolar que vive con sus padres (una modesta familia judía). Un día, Leonard conoce a Sandra (Vanessa Shaw), una dulce y adorable morena uqe es la hija de los Cohen, -una adinerada familia judia que está dispuesta a invertir en el negocio familiar de Leonard y sus padres -, y por otro lado a Michelle (Gwyneth Paltrow), una rubia alocada y marchosa de la que se enamora perdidamente. Lamentablemente Michelle sale con su jefe, Ronald (Elias Koteas), un tipo casado y con perras, que no se decide en dejar a su mujer, así que Leonard se debatirá entre la mujer que arreglará su vida (y la de sus padres), o la mujer con la que sus fantasías se harían realidad.

Está bien, más de uno habrá leído esta pequeña sinopsis y se le habrán venido los ánimos abajo, pero como ya he dicho antes, Gray sabe otorgar a la película un aire de angustia que sigue a pies juntillas los tormentosos sentimientos de su desquiciado protagonista. De hecho, mientras uno está viendo Two Lovers tiene la impresión de que todo vaya a acabar de un modo totalmente trágico. Pero... ¿Acaba tragicamente Two Lovers? Pues efectivamente, así es. Pero e aquí, el gran acierto del film, lo hace de un modo conmovedor, y dejando de lado cualquier elemento, digamos, más siniestro (y más fácil). James Gray pues, nos da una soberbia lección de oro con un final que dará en el clavo, aún siendo de lo más triste.

Por otro lado, Joaquin Phoenix está fabuloso de verdad en su papel de loser con problemas mentales, y Gwyneth Paltrow, - una actriz que a mi no me resultaba nada del otro mundo -, debería haber ganado el Oscar por esta película y no por aquella de Shakespeare que no terminé de ver. Además nos encontramos con un buen elenco de actores que recogen a los ya citados Elias Koteas (Crash, Las Tortugas Ninja,...), y Vanessa Shaw (la puta sidosa de Eyes Wide Shut, y la madre coraje del remake de Las Colinas tienen Ojos), y a la gran Isabella Rossellini.

Título original: Two Lovers (USA, 2008).
Director: James Gray
Guión: James Gray & Rick Menello.
Actores: Joaquin Phoenix, Gwyneth Paltrow, Vanessa Shaw...

5 comentarios:

PEPE CAHIERS dijo...

Que pillo! A usted lo que le ha impactado han sido los, hasta ahora, ocultos atributos de Paltrow, actriz, por cierto, que a mi siempre me gustó, desde que John Doe le arrancara la cabeza.

Lazoworks dijo...

Hombre... en Seven no lo hacía nada mal. Pero creo que sólo en "Amor Ciego" de los Farrelly me gustó de verdad.
Aunque como ya le digo, en "Two Lovers" está inconmensurable. Me gustó mucho. Osea, ella quiero decir. Como actriz. Aparte de sus tetas, ya me entiende.

angelpito injurioso dijo...

No lo recuerdo bien.pero la Paltrou no se despelotó ya en la del Sespir?
Y el Joaquinito Fenis lo habra tenido facil al hacer de majareta,visto las tontadas que hace ultimamente fuera del cine,como en una entrevista en la tele,con la barba desantendida mirando todo el rato al suelo y sin decir ni pio.

Lazoworks dijo...

Es que la del Shakespeare in love esa, ni la terminé de ver, ni la recuerdo, ni ná de ná. Pero ahora me haces dudar... ¿Se le veían las peras cuando el "Sespir" iba tirando de una especie de tela y la iba desliando? ¿Puede ser ahi?
Bueno, ¡que más da! ¡¡Esa película es un poco truño!! Pa' que ni si quiera me diese cuenta de que la Paltrow se despelotaba...
Bueno, ahora en serio, que siempre estoy diciendo tonterias. "Two Lovers" está muy bien.
(Mira que sois.... en lo único que habéis hecho incapíe de la reseña es en las tetas... ¡Cochinos!).

Lazoworks dijo...

Ah, por cierto, creo que el Phoenix está con barbas por un documental "ficticio" sobre un año sabático que se ha cogido y en el que el buen hombre hacia diabluras y probaba bastantes cositas malas!