jueves, 30 de junio de 2011

PSICOTRONÍA LICÁNTROPA


Dracula (The Dirty Old Man) (1969)

En primer lugar traemos a la palestra la inefable Dracula (the dirty old man), un film insufrible realizado por uno de los talentos más estrambóticos que ha dado el séptimo arte, William Edwards. Siempre se habla de Ed Wood como el peor director de cine de la historia, pero solo basta un visionado,- ni que sea de refilón -, a esta obra para darnos cuenta de que en esto del cine han habido muchos “creadores” que han puesto su granito de arena en hacer las cosas mal, pero mal, MAL.

Ni que sea por lo insulso de la historia, por las penosas interpretaciones o por lo infumable que resulta toda la realización, Dracula (the dirty old man) supone, y créanme, la película más desastrosa que he visto en mi vida. Pocas cosas igualan la torpeza que rezuma toda esta obra en el que las fechorías sexuales del Dr. Alucard (Vince Kelley) son el único ingrediente de la trama. Para que se hagan una idea de las horrorosas dimensiones de las que estoy hablando e aquí la trama: un tal Alucard (fíjense en el ingenio del nombre), un vampiro bastante cachondo, convierte a un tipo (Billy Whitton) en un "hombre chacal" (quien lo diría) para que este le entregue chicas virginales para dedspués desnudarlas y beberles la sangre. Entre chica y chica, el "hombre-chacal" no dudará en violar a más de una de sus víctimas en unas secuencias que resultan, eso si, de lo más grotescas e infernales. Y ya está. Poco más se puede añadir. Dracula (the dirty old man) no entretiene, ni divierte y ni siquiera excita.




Por otro lado resulta de lo más curioso como en algunas escenas se utiliza el sonido original del rodaje y en otras las voces son dobladas por, yo diría, la misma voz masculina. Esto me hace suponer que parte del audio de la película se echó a perder y el director, ni corto ni perezoso, se dispuso a doblar las escenas restantes en un estudio por uno o dos actores. Incluso creo recordar que en una escena escuchamos la voz original de una de las protagonistas femeninas, para más adelante descubrir que ha sido sustituida por esa dichosa voz que se nos mete en el subconsciente de un modo tan tormentoso que no os lo podéis ni imaginar.



Dracula (the dirty old man) chicos, ¡ver para creer! Lo dice uno que la vió entera... ¡GLUPS!


Dark Wolf (2003)

Algo de psicotronía, pero sin llegar a los extremos de la anterior, encontramos en una película realizada con cuatro duros y para el mercado del video/DVD. Dark Wolf se llama, y está realizada por el “especialista en horror” (léase en tono irónico), Richard Friedman. En ella el erotismo y la licántropia se vuelven a dar la mano en una historia interesante y, ¿por qué no decirlo? entretenida. Incluso en el reparto nos encontramos con Tippi Hedren haciendo de una especie de adivina-mendiga.


La sinopsis vendría a ser algo así: un tipo con pinta de motero (Rick McCallum) que al parecer es un hombre lobo, asesina y devora a sus presas durante una noche de luna llena. Pero no se trata de un licántropo cualquiera, al parecer es un ser llamado “Dark Wolf” que busca a la candidata ideal para poder procrear y que su especie se extienda por el mundo. Entre las candidatas nos encontramos con una rubita apetecible llamada Josie (Samaire Armstrong), que resultará ser la mujer perfecta para ello ya que, - sin que ella sea consciente de ello -, sufre de licantropía. Así que Josie con la ayuda de un policía (Ryan Alosio), hará frente a “Dark Wolf” y a la maldición licantrópica que arrastra.


Supongo que no engaño a nadie si digo que Dark Wolf se puede llegar a ver y, aunque es muy torpe en su desarrollo, consigue mantener cierta dignidad durante todo su metraje. Pero aún así, la historia jamás llega a cuajar, siendo esto uno de los motivos que contrarrestan el aceptable resultado que en un principio pudiera llegar a tener la película. Pero sobre todo lo más deleznable del film son las transformaciones que se dan durante la película, creadas con un penoso CGI que no hacen más que otorgar a la película cierto aire de lo más risible y ridículo.

"Dark Wolf"... ¿Próximamente en tu Playstation?
Y es que Dark Wolf es al fin y al cabo un film bizarro adornado con cierto toque chic de pegatina.


THE GEEK (1971)
Aquí traemos una nueva entrega de cine licántropo, pero del licántropo bizarro y psicotrónico.  De ese que tanto nos (dis)gusta. En primer lugar nos encontramos con The Geek, una producción pseudo pornográfica que gira en torno a un grupo de jovenzuelos que, en mitad de las montañas, se disponen a buscar una cosa que ellos llaman Sasquatch, un enorme monstruo peludo también conocido como bigfoot, pie grande, el yeti o el abominable hombre de las nieves. Un ser primitivo del que no se conocen pruebas fehacientes de su autenticidad y que se aprovecha de la mitología y el folclore para mantenerse vivos en el colectivo de muchas personas crédulas. El ejemplar que nos encontramos en esta película, pero, es una especie poco común, pues más que un yeti parece un hippy peludo y cachondo vestido con un enorme abrigo de piel.




La película es todo un despropósito y una mera excusa para mostrar carne a los espectadores de la época, gracias a los filtreos que se dan durante el metraje entre los propios excursionistas e incluso entre dos muchachas del grupo y la abominable bestia de las nieves... ¡Antológica la escena en la que una joven se acerca al monstruo en son de paz y este le pone a cuatro patas y… y…


Caspa, infortunio y nulo interés artístico y licántropo en esta cinta barata de apenas 50 minutos. Pero desde luego el fallo más llamativo de este mediocre mediometraje es que nuestro protagonista peludo ¡¡la tiene pequeña!!



 WEREWOLF IN BANGKOK (2005)
Nuestra segunda aportación licántropa es mucho más interesante y divertida. Caspa también tiene, y psicotronía, pero en este caso mejor llevados y en una producción mucho más moderna y lujosa. Se trata de una película tailandesa del 2005 dirigida por Viroj Thongsiew, en la que Frank, un joven gordinflón que está al cuidado de su sobrina, una niña pedorra y traviesa, será atacado por un hombre lobo cuando intentaba huir de una banda de mafiosos que controlan la zona. Así que Frank se convertirá en un [medio] hombre lobo [perro] cuando la luna llena… ¡qué digo luna llena! ¡Cuando la luna creciente corona el cielo! Por si fuera poco, en la película veremos a varios hombres lobo (en total tres), y lo más llamativo es que uno de ellos es un tipo con síndrome de down. E incluso también veremos una fusión entre licántropos, ¿qué más se le puede pedir a una película? 





El tema de la licantropía es tocado en este film de un modo muy innovador y original, como no podía ser menos viniendo del páis de donde viene. Ásí que las transformaciones, por ejemplo, sin ser nada del otro mundo, son presentadas de una manera única: nuestros alobados se quitarán la piel desgarrándose con sus propias zarpas, y como si de una máscara se tratase  dejarán ver al espectador su mitad animal. Lástima que por otro lado utilicen el tan nefasto morphing (ese que tan malos resultados ha dado en estas producciones), para alargar el rostro transformado de Frank, como si de Aullidos, Un hombre americano en Londres o En compañía de lobos se tratase.




Werewolf in Bangkok es una locura de cabo a rabo que consigue un buen resultado gracias a un humor bastante zafio y gamberro con el que uno no tiene más remedio que reírse a culo abierto. Sirva de ejemplo el momento en el que nuestro protagonista, sufriendo los primeros síntomas de su maldición lobuna, intenta mantener una cópula con una perra callejera. Toda una sorpresa que hará las delicias de todos aquellos que busquen una película de hombres  lobo totalmente diferente y, lo más importante, decente. Si tienen la ocasión no se la pierdan.


CREATURE FEATURE (2010)
Cutre película pornográfica, mitad gonzo, en la que mediante la presentación de una especie de Elvira o Vampira (Sunny Lane), veremos a los monstruos clásicos de toda la vida, - la momia, el conde Drácula, el novia de Fuckenstein (!), un zombie y, como no, el hombre lobo -, dando caña a un puñado de bellezas la mar de suculentas.




El episodio que aborda el hombre lobo, claro está, brilla por ser de una pobreza de medios y una cutrez espantosa (pero quien se detiene a mirar estas cosas en una película porno, eh). Nuestro protagonista (Tommy Gunn), se convierte en hombre lobo y se topara con una asustada joven con la cara y las curvas de Lizz Tayler, a la que fornicará cual perro en celo. Al eyacular el alobado volvemos a toparnos con otra sorpresa, y esa es que, al parecer, los flujos vaginales de Tayler contienen algún remedio contra la licantropía, ya que una vez terminado el coito, nuestro protagonista volverá a su estado humano.
¡Así cualquiera!  



WEREWOLF IN A WOMEN'S PRISON (2006)
Film de serie B independiente aderedazo con un sin fin de escenas gore y una estética de lo más camp. En Werewolf in a women's prison, Sarah (Victoria de Mare) dará con sus huesos en la cárcel después de que ella y su novio fueran atacados por una enorme bestia. Siendo la única sospechosa de la muerte de su novio, Sarah comenzará a notar los efectos de la mordedura que le ha propiciado dicho animal, y dentro de la cárcel se transformará en una temible mujer-lobo sedienta de sangre.

Dirigida por el especialista en este tipo de producciones, Jeff Leroy, Werewolf in a women's prison se sitúa en un hipotético país sudamericano llamado Canpuna. Allí no existen ni derechos, ni embajadas americanas así que nuestra protagonista será humillada y flagelada sexualmente por sus carceleros, entre los cuales encontramos a Domiziano Arcangeli (Los Burdeles de Paprika de Tinto Brass). Así pues, a raíz de estos continuos abusos veremos una buena tunda de escenas sexuales muy propias de este subgénero como lo son los “wip” y que tuvo su máximo exponente en un cineasta de la talla de Jesús Franco. Puede que la más llamativa de todas escenas, sea una en la que, como castigo, Victoria de Mare y Eva Derrek son desterradas al calor del desierto y, con tal de poder sobrevivir, comenzarán a beberse el sudor del cuerpo mutuamente. ¡La supervivencia es la supervivencia, señores!
Por otro lado volvemos a toparnos con el típico guiño a Un hombre lobo americano en Londres al mostrarnos al fallecido novio de Victoria de Mare como un zombie que le ayudará en su periplo de maldición y muerte, aderezando sus apariciones con algunas dosis de humor. Y como punto llamativo, las transformaciones en lobo se ven condicionadas por el estado de furia de nuestra protagonista. Pero atención porque en este caso, nuestra alobada cambiará de piel cual culebra para dar paso a su versión animal e incluso será exhibida como un monstruo de feria por Domiziano Arcangeli, que por un módico precio (ay, ¡que iluso!), enseñará a su público una transformación en vivo de mujer-lobo, con todo el peligro que esto conlleva.

Werewolf in a women’s prison es un film de factura claramente amateur (tanto de medios como de resultados) que sin embargo se puede llegar a ver con cierto interés gracias en parte, a la cantidad de desnudos que llegaremos a ver (algunos de ellos de las actrices porno Yurizan Beltrán y Sindy Lange), a sus, dentro de lo que cabe, conseguidos efectos especiales y, finalmente, a su falta de pretensiones. De hecho, si uno la ve libre de ataduras, se lo puede pasar realmente en grande viéndola.

Aquí les dejo uno de los momentos más estrambóticos de la película. Eva Derrek está siendo "violada" (o así) por un tipo y de repente aparece nuestra mujer-lobo que, para sorpresa de todos, arrancará la cabeza del violador mientras mantiene su cópula. Lo curioso de todo es que durante unos segundos el pobre hombre ya sin cabeza ¡¡continuará fornicando el culo de la presa!!


THE BEAUTIES AND THE BEAST (AKA THE BEAST AND THE VIXENS) (1974)
Después de nuestra anterior entrega psicotrónica en la que nos topábamos con la estrafalaria The Geek, hoy volvemos con otra cutie movie protagonizada por el abominable hombre de las nieves y un puñado de mujercitas de muy buen ver, de entre las cuales podríamos destacar la aparición de la voluptuosa actriz Uschi Digard, famosa por su presencia en films del gran Russ Meyer.


La dirige un tal Ray Nadeau y en ella vuelve a brillar la caspa y el infortunio artístico. La cosa tiene realmente guasa, sobretodo la escena estrella de la película. Imagínense esto: dos tortolitos están haciendo guarreridas españolas en mitad del campo y, de repente, son sorprendidos por un Bigfoot que les ha estado vigilando/estudiando con suma atención. Como es lógico, al ver tamaño monstruo, al tipo se le queda el pito como un cacahuete y huye despavorido, así que la bestia peluda rapta a la chiquilla y la lleva a su guarida para darle muchos mimitos.  
¿La Bestia de Walerian Borowczyk? No, The Beast and the Vixens. 
En otra escena, en este caso onírica, veremos un duelo de pistoleras en pelotas. En fin, ver para creer. Creer para ver.


LEENA MEETS FRANKENSTEIN (1993)
Con un mensaje de antemano que nos avisa de que no intentemos arreglar nuestro televisor si este nos muestra imágenes en blanco y negro, vamos con el plato fuerte de esta entrega de psicotronía licántropa: la película pornográfica de principios de los 90, Leena meets Frankenstein. En esta ocasión la pornstar Leena y su amiga Nicole (Nicole London) viajan a Transilvania, al mismísimo castillo del Conde Alucard, en el que aparte también encontraremos unas atractivas vampiras, al monstruo de Frankenstein y al hombre lobo.

La irrupción del licántropo en la película no se hace esperar, así que tras llegar al castillo nos topamos con el conde Alucard y acto seguido con el hombre lobo (Tony Tedeschi) que les avisará del riesgo que corren nuestras protagonistas si la luna llena colma el cielo. En un santiamén, y sin que a nuestras protagonistas les dé tiempo a reaccionar, nuestro querido alobado se sienta en una silla y, sin comerlo ni beberlo, se transformará en un licántropo que guarda algún parecido con nuestro Waldemar Daninsky patrio. Cosas de la naturaleza y de la sed de sangre que se dice, el hombre lobo sale detrás de estas bellas damiselas dispuesto a zampárselas, pero de repente, otra mujer, no menos bella, logrará detener los planes del licántropo y con unas dotes de adiestramiento acojonantes, someterá al hombre lobo como si fuera un cocker spaniel (incluso llegará a arrascarle la barriguita y todo). Pero lo someterá hasta tal punto que el alobado volverá a su estado normal y… Bueno, ya se lo pueden imaginar, esto es una película porno.


THE END

12 comentarios:

Álvaro Quintana dijo...

Menudo despliegue erudito, Lazo. En cuanto a Creature Featured, no la he visto, pero si sale la gran Andy San Dimas seguro que merece la pena. O al menos esa escena. O no. ¡Pero que está muy buena, oiga!

Un saludo.

angelpito injurioso dijo...

El final de la entrada te ha quedado como si fuese el bizarro mundo nihilista,un saludin para el bienexotico y a ti ,Lazoguors.

Lorenzo "el Retronauta" dijo...

Buena entrada amigo. Luego vuelvo a relerla que me he quedado parado en lo del hombre lobo con sindrome de Down... Jajajja

Quimérico Inquilino dijo...

jajaja... SUperior entrada!
Algunos de estos títulos los conocía, otros me han puesto los colmillos largos ...y quiero verlos!

Enhorabuena por tan psicolicantrópica lista

PEPE CAHIERS dijo...

Se lo ha currado usted, mi querido amigo, aunque me sienta como un marciano en este terreno. Por cierto, ese hombre lobo de WEREWOLF IN BANGKOK, para mi que lo que le ha mordido ha sido un cerdo.

Dani dijo...

Y yo que me consideraba sabio en estos menesteres por conocer la existencia de films como "Los surfistas nazis deben morir" o "Dracula negro"... Y eso que usted se ha limitado a un repaso de la licantropía... Me arrodillo. Ante las pelis también, clarostá.

Lazoworks dijo...

Quinti! Veo que es todo un entendido... Andy San Dimas es como una especie de Megan Fox con menos cara de guarra y más tetas...
En el blog licántropo puse incluso un enlace a su blog:http://www.andysandimasblog.com/ (aunque ahora la chica se decanta más por el puto twitter).

Angelpitico! ¿Qué es eso del bizarro mundo nihilista? Es que me dices unas cosas que me descolocas, bandido!

Retri! Releelala, releelala, y si tiene ganas de más pasese por el blog LUNAS LLENAS que hay muchas películas de hombres lobo.

Quimi! ¿Los colmillos largos? Bueno, mientras sólo sean los colmillos... jajaja!

Pepeiyo! Exacto! Tiene bastante cara de cerdo! Yo también lo pensé... Es usted un "osito" muy observador. Dentro de poco publicaré una entrada en la que se sentirá como pez en el agua (digo yo), es decir, que no será tan friki...

Dani! No se crea, puede usted ser un gran entendido. Más que nada porque la gran mayoría de mortales no ha visto esos clásicos de la Troma y la blaxploitation que menciona...

GRACIAS A TODOS!
SALUDINES Y ARRUMACOS!

Lorenzo "el Retronauta" dijo...

Bueno, lo complete! Esto donde se puede ver? supongo que en ediciones extranjeras, no creo que nadie de la patria haya editado esto en el idioma de Cervantes.

Lazoworks dijo...

Pues en el único lugar donde se pueden encontrar grandes joyas: Internet (y en ediciones extranjeras, of course).
Lamentablemente, la gran mayoría no están dobladas al idioma de Cervantes, excepto Werewolf in a women's prision, que anda por la red con subtítulos.

PEPE CAHIERS dijo...

Como me siga llamando osito le voy a correr a gorrazos por Las Ramblas.

Lazoworks dijo...

Va, si se lo digo en plan cariñoso. En plan pedorretas en la barriga.. "Donde esta mi osito? Blflflfl! Donde esta?". En este plan, ya sabe...
No dudo que es usted el rey de la manada, un leon!
Bueno, un leoncito muy bonito y gracioso!

PEPE CAHIERS dijo...

Siga, siga, que cualquier día le meto en la cama una cabeza de caballo. Siga usted por ese camino que ya le mandaré dos negros empapados en crack y armados con un soplete y unos alicates. Siga, siga...